¿Como hacer juguetes caseros para mi hamster.

Los hámsteres son mascotas divertidas y fáciles de cuidar. Al igual son baratos y cuando están despiertos son animales divertidos. Estos roedores pasan casi todo el día encerrados en una jaula, así que lo suyo es que les surtas de sencillos objetos que le mantendrán entretenido, pero al decir esto no te estamos diciendo que tengas que ir a tienda de mascotas y comprarle juguetes. Si no estamos buscando lo contrario a eso, ya que queremos que tú mismo puedes hacer juguetes a un bajo costo.

Cabe decir que parte de las necesidades básicas de hábitat de los hámsters necesitan juguetes para mantenerse estimulados y activos.

¿QUÉ NECESITAMOS SABER ANTES DE CREAR UN JUGUETE?

Los hámsters son masticadores así que cuando comiences a hacer los juguetes necesitarás asegurarte de recordar esto y siempre usar suministros que no sean perjudiciales para tu hámster si los mastica.

Cuando se utiliza la madera, utiliza siempre madera que no haya sido tratada con productos químicos, colorantes o pegamentos. Puedes utilizar colorante de alimentos en la madera si quieres darle un poco de color. También evita, por supuesto, el plástico que es tóxico–porque lo pueden morder.

Además, evita usar pegamentos, barnices o pinturas. Si los royera –y si es un roedor, es muy probable que lo haga– podría envenenarse.

JUGUETES CASEROS PARA HÁMSTERS

  1. Una hamaca

Una hamaca es una adicción estupenda para la jaula de cualquier roedor. Proporciona un sitio al que subirse, en el que dormir suspendido en el aire; pero también puede funcionar como una plataforma a la que trepar.

Para hacer una hamaca, solo necesitarás un rectángulo de tela: mejor si es una que no se puede deshilachar, como el algodón de las camisetas o la tela polar. Con un par de puntadas, puedes coserle en las cuatro esquinas cuatro cintas. Si las atas con un lazo o les incluyes un mosquetón para colgarlas de los barrotes es tu elección.

Al igual puedes usar rollos de tubo de papel higiénico.

Colgar estos y mira a tu pequeño hámster columpiarse en su nuevo juguete como Tarzán (o Jane).

  • Una casita nueva

A los hámsters les gustan los lugares pequeños donde esconderse, pero aun así le puedes hacer una mansión. Puedes hacerle varios pisos, unidos por rampas, y le encantará. Prueba a hacerle una casita con muchas ventanas para que se entretenga entrando y saliendo cada vez por una diferente.

Los límites de esta casita están en tu imaginación. Puedes hacerla de cartón, de madera, de pasta de papel… quizás por su popularidad en el mundo de las manualidades, los palos de helado son los más cómodos de emplear. Usa la menor cantidad de pegamento posible y aunque te parezca fea, intenta no pintarla por si la pintura es tóxica.

También se puede usar Cajas de huevos

Estas cajas vacías hacen nidos hermosos para los hámsters Enano. Haz agujeros en cada lado y mira como tu hámster se introduce en ellos, un gran juguete de hámster.

  • Túneles

Quizás este puede ser uno de los juguetes caseros para hámsters que menos te cueste construir pero que más veces tengas que reponer: un túnel de cartón. Es tan sencillo de hacer como meterle en su jaula un tubo de cartón: puede ser el del papel higiénico, el de cocina o puedes construirlo con otro cartón.

Este material es seguro que lo quiere roer. Si lo destruye, es sencillo y barato reponerlo. Si la jaula tiene espacio suficiente, tu hámster puede disfrutar de diferentes túneles en los que hacerse nidos o esconder cosas.

  • Plataformas y rampas

Las plataformas suben de nivel una jaula, y convierten un recipiente en el que vive un animal en un auténtico parque de atracciones. Añadir plataformas es aumentar la superficie por la que un hámster puede moverse. Y como además les gusta escalar, las van a disfrutar.

La manera más sencilla de añadir una plataforma a una jaula es sosteniéndola con patas. Escoge una plancha de madera y añádele cuatro patas. Si tienes pequeñas cajas de madera puedes simplemente colocarlas en la jaula.

No te olvides de crear rampas para subir y bajar de estas plataformas. Puedes crearlas con más madera, con palos de helados o con un cartón resistente. En un momento la jaula de tu hámster tendrá mucha más superficie para añadir más juguetes caseros, una casita nueva, o solo para explorar.

Los juguetes caseros para hámsters son una manera sencilla, barata y divertida de añadirle variedad a la vida de tu pequeño roedor, ya que ellos también necesitan divertirse y tener cosas nuevas en su vida. Créale un par de juguetes o escondites y le harás feliz.

  • Hacer un laberinto
  • Reúne un puñado de tubos de papel higiénico. Mientras más complicado quieras hacer el laberinto, mayor será la cantidad de tubos que necesitarás.
  • Coloca los tubos uno dentro de otro. Ten cuidado y no intentes hacerlos encajar a la fuerza para poder preservar la forma de los tubos.
  • Utiliza pegamento no tóxico para unir los tubos entre sí. Es inevitable que tu hámster mordisquee el cartón, así que asegúrate de que el pegamento que emplees no le haga daño.
  • Coloca los túneles de tubos apuntando en diferentes direcciones dentro de la jaula. De esta manera, crearás la forma del laberinto. Mientras más creativo seas al momento de colocar los tubos, más desafiante será el laberinto para tu hámster.
  • Si decides colocar el laberinto fuera de la jaula de tu hámster, asegúrate de vigilarlo cuidadosamente mientras juega a fin de evitar que se escape o se haga daño.

Algunos de los materiales adicionales que puedes emplear para crear un laberinto, y que puedes encontrar en casa, son las cajas de zapatos vacías, las cajas de cereal cilíndricas y los tubos de papel de envolver.

  • Coloca un premio al final del laberinto. El aroma lo motivará a moverse incluso más rápido para obtener su recompensa.

¿CÓMO EVITAR QUE NUESTRO HÁMSTER DESTRUYA ESTOS JUGUETES?

Aunque cada animal es un mundo y nunca hay una ciencia exacta que nos asegure que no se encargará de mordisquear ese túnel o casita refugio, si podemos deciros que hay algo que podemos proporcionarles para que sacien sus ganas de morder.

Barritas o galletas de cereales para morder.

Para hacer esto necesitaremos los siguientes ingredientes:

1. Harina

2. Agua

3. Cereales, semillas o frutos secos. Podrás utilizar el ingrediente que más te apetezca. El modo de fabricación será mezclando el agua y la harina, y después añadiendo el ingrediente a la masa que queramos. De igual manera, no deberás de usar frutos secos que no estén crudos ni vengan aderezados. La sal o el azúcar en exceso puede ser perjudicial para los animales.

Las barritas de cereales pueden cocinarse utilizando diferentes ingredientes, según tu preferencia o la de tu mascota Una vez hayas terminado, debes de cortar la masa en forma de barritas o pequeñas galletas y hornearlas. Recuerda que el tamaño la boca de tu hámster no es el mismo que el de cualquier otro animal y aunque sus dientes puedan ir masticando la barrita poco a poco, no deberás de excederte en el tamaño de estas. Una vez que estén hechas, déjalas enfriar y después estarán perfectas para ser mordidas por tu pequeño roedor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *